Ver post de Postres

Bombones de helado de plátano y coco.

12 personas
Número de Comensales
Avanzado
Nivel de Dificultad
1h
Tiempo de Preparado
5h
Tiempo de Cocción

Por fin! La hora más esperada para los golosos. El postre. Me lancé a hacer unos bombones como los que comía de chiquita en Lima en la playa. Para darle el toque, y como tenía unos plátanos muy maduros, coco y vainilla… pues eso: con helado de plátano y coco. Estos van dedicados a mi ahijado Stefano que le encantan y a Caro que me regaló la heladera gracias!!!!

El método que usé con molde para hielos hizo que se rompiera un poco la cobertura. Luego he mirado que con hielera de silicona o sumergiéndolos en el chocolate (lo cuento más adelante) quedaría mejor o bueno, menos rústico :) A Sandra, por ejemplo, le gustaba el toque artesano, así que hay para todos los gustos ya saben!

Ingredientes. Para 12 raciones o más!

  • 4 plátanos muy maduros
  • 200 ml de nata para montar
  • 2 tazas de leche entera
  • 1/4 taza de azúcar
  • 1 lata de leche de coco
  • 3 yemas
  • el jugo de 1/2 limón
  • 1 baya de vainillia
  • 1/4 taza de coco rallado
  • 1 paquete de chocolate para repostería
  • 3 hieleras, de silicona mejor para facilitar y evitar que el chocolate se pegue en el momento de retirar los bombones.

Preparación.


Para el Helado de plátano y coco:

  1. En una olla pequeña mezclar las yemas con el azúcar hasta que estén espumosas e ir agregando la leche.
  2. Cocinar a fuego medio revolviendo bien hasta que esté espeso.
  3. Enfriar en la nevera.
  4. En una placa de horno poner el coco rallado sobre papel aluminio y meter al horno para tostar un poco.
  5. Por otro lado, en la licuadora/batidora (KitchenAid) poner los plátanos junto con la vainilla, el coco rallado y el jugo de limón.
  6. Agregar la crema de leche y leche de coco y batir bien hasta que espese, para finalmente agregar la preparación de las yemas/azúcar/leche.
  7. Pasar a la heladera para que bata en frío. Aprox. 40 minutos.
  8. Poner en un molde para helado o un tupper y al congelador por por lo menos por 5 horas.

Para los Bombones (lo más rápido posible!):

  1. Derretir el chocolate a baño maría.
  2. Pintar la hielera con el chocolate y rápidamente poner por encima una cucharada del helado.
  3. Pintar por encima otra vez.
  4. Llevar a la nevera por unas horas.
  5. Desmoldar con cuidado. Yo puse un paño húmedo con agua caliente alrededor para que entren en “calor” y salían solitos.

He visto que otra forma de hacerlo es primero tomar las cucharaditas del helado y congelar. Luego sumergir en el chocolate y rápidamente volver a congelar. La próxima vez lo voy a intentar así y les cuento cuál es la mejor!

Para servir, puse sobre unos vasitos redondos y transparentes una quenelle de helado de chocolate, tres bombones por encima y menta para decorar. ¿No son hermosos?

Esta entrada fue publicada en Postres y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.